vivienda de lujo

Vivienda de lujo. Valencia. 2017

Vivienda con una superficie de 200m2 emplazada en una lujosa urbanización privada dentro de la ciudad.

Nuestro proyecto de interiorismo consistió en un cambio de la cromática y de los materiales en toda la vivienda, creando una nueva piel de todo el espacio.

El material estrella fue la moqueta vinílica con la que cubrimos todo el pavimento y que se extendió ocasionalmente en paramentos verticales.

Potenciamos la iluminación indirecta y convertimos el balcón en un pequeño salón de exterior.

ático

Ático Colón, Valencia

Este proyecto tiene por objeto la reforma integral de un ático centrándose en los aspectos funcionales y compositivos o estéticos. La solución propuesta trata, con formas sencillas y en movimiento, de ampliar y dinamizar tanto la zona funcional de día como la de noche, reduciendo los espacios de circulación. Para mejorar la espacialidad, la calidad visual y la luminosidad interior de la vivienda, se opta por un gran espacio diáfano en donde se desarrollan los usos sociales del salón y comedor. Mediante amplias cristaleras correderas se puede controlar las dimensiones de este e iluminar de forma natural los espacios interiores como el estudio o la cocina. El espacio de almacenaje y armarios se ubica principalmente en la zona más apartada de acceso a los los dormitorios.

ático

Ático en Ruzafa, Valencia

El diseño espacial de este pequeño ático está basado en un entramado de líneas oblicuas que proporciona riqueza y calidad visual debido a los encuentros entre las paredes o elementos verticales girados con los techos inclinados y el suelo. Una combinación preceptiva que varía constantemente a medida que recorremos los espacios. Partiendo de tener que trabajar con colores por deseo del cliente, estos se han aplicado exclusivamente al mobiliario, adquiriendo así personalidad propia en un paisaje doméstico y variado

 

 

 

 

 

 

casa Blay

Casa Blay

 

La Casa Blay es una residencia entre medianeras con una ubicación peculiar que el arquitecto Carlos Salazar supo realzar en su diseño trabajando con destreza la entrada de luz natural y la distribución de los espacios interiores, así como los volúmenes del exterior del edificio. El recorrido de entrada por la calle estrecha se realiza a través de una rampa. La casa se articula fundamentalmente en torno a la distribución de tres espacios con doble altura. Primero el salón destinado a reuniones y celebraciones sociales que puede acoger a un grupo amplio de invitados, pensado tanto para la vida social como la familiar del cliente. Después da paso a la cocina, dividida entre una zona de trabajo abajo y arriba centro de planchado, lavadero y despensa. En tercer lugar, la habitación principal con un estudio se ubica en su parte superior.

Todos los espacios de la casa se pueden recorrer sin tener que dar un paso atrás, accediendo con naturalidad de uno a otro mediante un tránsito fluido y sensación de estancias abiertas, agradables, luminosas. Su patio central es otra referencia espacial importante alrededor de la cual se iluminan y distribuyen los espacios de la casa. En la cubierta se ubica un jardín y una atractiva piscina que no interfiere con los demás espacios si no que supone un área de relax. Las formas se van abriendo desde la entrada y el garaje hasta la última planta provocando vistas muy variadas dependiendo desde dónde se observe, generando juegos de perspectiva que rompen con la monotonía del ángulo recto y despiertan la imaginación, un aspecto característico en la arquitectura de Salazar.